Biología

Inicio Botánica, Patología La enfermedad que acabará con todos los cítricos: el reverdecimiento de los cítricos o el dragón amarillo

La enfermedad que acabará con todos los cítricos: el reverdecimiento de los cítricos o el dragón amarillo

Publicado por Ramón Contreras

La enfermedad de HLB (acrónimo del nombre chino huanglongbling) de los cítricos posiblemente no te suene de nada. La HLB también recibe otros nombres como el reverdecimiento de los cítricos o el dragón amarillo (traducción literal de su nombre chino) ¿tampoco te suenan? Pero si te digo que es la enfermedad más grave que pueden tener los cítricos tal vez empiece a interesarte un poco más. ¿Cómo es que no conocemos bien la enfermedad más grave de una de las frutas más consumidas del planeta? Pues no es a causa de su nombre raro, sino porque tan solo fue descrita por primera vez en China en 1943. Desde allí se empezó a observar la enfermedad en gran parte de Asia (de donde son originarios los cítricos) llegando al continente americano hacia finales del siglo XX. En 2008 fue observada en Méjico y diversos países del Sur la han ido notificando desde entonces.

La enfermedad del dragón amarillo de los cítricos está causada por una bacteria, o un género de bacterias denominadas Candidatus Liberibacter. El Candidatus viene a que son solo candidatos a convertirse en parte del género, puesto que todavía no se han conseguido mantener en cultivo de laboratorio para confirmar que son realmente de dicho género, cosa muy común entre las especies parásitas internas obligatorias y a los endosimbiontes. El género es conocido por ser patógeno de plantas y ser transmitido por insectos del grupo de los psílidos (unos hemípteros también conocidos por parasitar plantas y causar plagas). La HLB cuenta con 3 especies propuestas. Cada una es la encontrada en diferentes partes del mundo, así pues tenemos C. L. africanus, C. L. asiaticus y C. L. americanus, fácilmente reconocibles de donde se han aislado cada una. Las variedades americana y asiática son transmitidas por el mismo insecto, el psílido asiático de los cítricos o más comúnmente la chicharrita de los cítricos, (Diaphorina citri) y la cepa africana se transmite por Trioza erytreae. Ambos conocidos parásitos y causantes de enfermedades en los cítricos.

Estas bacterias interrumpen el flujo del floema hacia los frutos y las hojas, quedando los primeros verdes (por eso se llama enfermedad del reverdecimiento) y amarillas las hojas (dragón amarillo). La bacteria es introducida dentro de los conductos floemáticos del cítrico por el insecto que pica la madera para alimentarse de la savia. Cuando esto ocurre los frutos se quedan verdes, no cogen tamaño, ni azúcar, en general no maduran y pueden llegar a caer. Un árbol joven infectado puede llegar a no dar fruto. Eventualmente la planta puede ser tomada completamente por el parásito y morir tras varios años de enfermedad.

Uno de los motivos por los que es tan grave esta enfermedad es porque no tiene cura. No se sabe como proteger a los cítricos de ella, ni curar a los cítricos enfermos. Ante esta enfermedad en un árbol se recomienda podarlo y quemar las ramas para evitar que los psílidos puedan alimentarse y transmitir la enfermedad. Por otra parte, se cree que las técnicas de reproducción asexual y de mejora por injerto son otro de los principales vectores que han llevado a la extensión de la enfermedad por todos los campos del mundo. Tanto por acarrear psílidos con las bacterias en las ramas que se han llevado de un lado a otros para injertar, como realizar los injertos con ramas que en su interior estaban ya enfermas.

Los estudios indican que no hay ninguna variedad de cítricos que sea resistente a esta enfermedad y eso que el grupo de los cítricos es de los más extensos genéticamente. Es por eso que se han empezado a buscar alternativas con ingeniería genética. Por suerte para los cultivadores de cítricos, parece que con los genes de espinaca puede conseguirse la inmunidad a la enfermedad. Ahora solo queda saber si los consumidores aceptarán comer cítricos transgénicos o por el contrario preferirán quedarse sin su zumo diario.

¿Qué te ha parecido? Si te ha parecido interesante o quieres saber más sobre la bacteria, el insecto o los cítricos déjame un comentario y lo hablamos.

Categorías: Botánica, Patología