Biología

Inicio Zoología Reaparece una tortuga gigante de las Galápagos después de 100 años

Reaparece una tortuga gigante de las Galápagos después de 100 años

Publicado por Ramón Contreras

Las islas galápagos son un emblema de biodiversidad y ecosistemas únicos. Desde que Darwin realizó allí las observaciones que le llevaron a enunciar su principio evolutivo, las islas quedaron para siempre en el imaginario colectivo como un paraíso natural y reserva de a diversidad. De hecho, gran parte de la isla Fernandina del archipiélago está todavía inexplorada. Esto se debe a que es una isla con un volcán muy activo y cuenta con varias zonas con lava y la exploración del interior de la isla es peligroso. Gran parte de su fauna y flora permanece desconocida en el interior de la isla y apenas se conocen las especies de las zonas costeras. Este hecho es relevante a la hora de contar la historia de hoy, puesto que la tortuga encontrada solo había sido catalogada por un ejemplar de hace 100 años.

La tortuga rescatada de la lista de especies extintas es la Tortuga gigante de la isla Fernandina (Chelonoidis phantasticus ). Con un tamaño de 54 cm de caparazón, la nueva “Fernanda”, una hembra de más de 50 años, es algo más pequeña que el ejemplar macho encontrado en 1906. Desde entonces no se había vuelto a ver a esta especie y no ha sido hasta 2019 que se realizó un avistamiento. Un experto en fauna de la isla de Ecuador halló esta rara tortuga en sus trabajos de campo. Pero no ha sido hasta 2021 que se han podido realizar los análisis de ADN necesarios para corroborar que realmente el ejemplar coincide con la encontrada a principios del siglo XX.

Para comprobarlo se ha comparado el ADN de Fernanda con una muestra extraída del caparazón del ejemplar antiguo y también se ha comparado con 12 especies cercanas que todavía siguen vivas, e incluso con otra especie extinta (C. abingdonii, que es la famosa especie de tortuga gigante de Pinta que se intentó recuperar con un plan de repoblación controlado sin éxito con la muerte del último ejemplar, llamado “solitario George” en 2021, con una edad de 112 años ).

La tortuga gigante de Fernandina es muy diferente a las tortugas de otras islas. Su caparazón “fantástico” es su principal diferencia con un ala muy ancha. Aunque con solo dos ejemplares en 100 años, tampoco se conoce mucho más sobre estas tortugas. Este hallazgo se suma a las evidencias encontradas de la existencia de tortugas en la isla, excrementos y huellas, que se encontraban eventualmente. Sin embargo, no ha sido hasta encontrar otro espécimen que se ha podido sacar a la especie de la categoría de extinta en las listas rojas de la UICN. Ahora, los científicos se plantean qué hacer con la tortuga. Sobre la mesa está el proyecto de cría en cautividad de la especie para futuros estudios, aunque se conoce tan poco sobre ella que hay muchas incógnitas sobre si podría llegarse a hacer.

Finalmente, esta el tema de cómo llegaron estas tortugas allí y de quién descienden. Las tortugas de tierra de las galápagos no pueden nadar, pro si ser arrastradas por tormentas y huracanes comunes en la zona. Sin embargo, y a pesar de ser uno de los animales más emblemáticos de las galápagos todavía queda mucho por saber cómo llegaron hasta allí.