Biología

Inicio Zoología Atún rojo

Atún rojo

Publicado por Ramón Contreras

El atún rojo o azul es uno de los pescados de mayor importancia económica a nivel mundial. Sus características organolépticas hacen de este pescado no solo un manjar para el paladar, sino que también lo convierten en una opción muy recomendable desde el punto de vista nutricional.

Filogenia e historia evolutiva: el atún rojo se conoce como Thunnus thynnus y es una de las 8 especies del género de los atunes que se pescan en la actualidad. Otras especies del género son el atún blanco, también llamado bonito del norte (Thunnus alalunga), el patudo (T. obesus), el de aleta azul del Pacífico (T. orientalis) y el de aleta azul del sur (T. maccoyii), el rabil o atún claro o de aleta amarilla (T. albacares). Todas ellas pertenecen a la familia taxonómica Scombridae, del Orden Perciformes. Que se incluyen a su vez en la Infraclase Teleostei, peces óseos, de la Subclase Neopterygii (con aletas más evolucionadas) de la Clase Actinopterygii del Filo Chordata.

Descripción: T. thynnus puede llegar hasta más de 450 kg, alcanzando casi los 650 kg y 3 metros de envergadura. Su lomo blanco contrasta con su espalda azul oscura de grandes escamas. Los atunes rojos, como todos los tunidos, presentan dos aletas dorsales, que les dan gran maniobravilidad. Tanto en la espalda como en el vientre presentan, tras la aleta osea y una cartilaginosa, unas aletas pequeñas de aspecto serrado (pínulas dorsales). Los atunes cazan a otros peces para alimentarse. Su carne es roja debido a que tienen un sistema circulatorio modificado para no perder el calor en aguas frías, denominado red admirabilis, red admirable, lee más de ellos en el artículo que le dedicamos a esta magnífica adaptación aquí . Gracias a ella cuando persiguen a peces y se cruzan una corriente de agua fría, no se ven ralentizados por el cambio de temperatura corporal que sí sufren los otros peces, debido a que son animales de sangre fría.

En el dibujo se pueden observar las pínulas del atún detrás de las aletas caudales y abdominales.

En el dibujo se pueden observar las pínulas del atún detrás de las aletas caudales y abdominales.

Distribución y hábitat: Este pez es migratorio, por lo que se encuentra distribuido en el océano Atlántico y en el mar mediterráneo. T. thynnus se distribuye en el océano Atlántico norte, desde el ecuador hasta Noruega y desde el mar mediterráneo hasta las costas de Méjico. El atún rojo prefiere cazar en zonas pelágicas de aguas frías, donde obtiene ventaja por su velocidad. Existen dos zonas de desove, una en el golfo de Méjico, con un número de individuos bajo comparado con la zona de desove del mar Mediterráneo. Aunque nadan por todo el Atlántico Norte, parece ser que los individuos tienden a regresar a su lugar de nacimiento para reproducirse y desovar.

Interacción con el ser humano: el gusto por el atún rojo no es una modernidad. Desde siempre el hombre ha disfrutado de comer este pescado. La exportación al país nipón de este pescado ha aumentado enormemente su precio. Aún así, en la actualidad T. thynnus está considerado en peligro, según los datos obtenidos por el UICN, máximo organismo mundial al respecto de la conservación. Puedes leer más sobre los esfuerzos de conservación de esta especie y la regulación de su captura en el artículo que le dedicamos al tema aquí .

Categorías: Zoología