Biología

Inicio Zoología Tálpidos: topos y desmanes, los primos serios de los eulipotiflanos

Tálpidos: topos y desmanes, los primos serios de los eulipotiflanos

Publicado por Ramón Contreras

Los topos son unos de esos animales que han sido juzgados erróneamente durante miles de años por la humanidad. Cazados y perseguidos eran eliminados sistemáticamente jardines y huertos con la idea que se comían las raíces de las plantas o los frutos del campo. Nada más lejos de la realidad, los topos son carnívoros insectívoros, basan su dieta principalmente en lombrices y al igual que estas son un indicativo de un cultivo o un jardín que goza de buena salud y es ecológicamente sostenible. Si bien es cierto que los montículos de tierra resultado de la excavación de nuevos túneles pueden afear, para algunos, la belleza de un jardín, para otros son una muestra más de riqueza de especies y del buen hacer del jardinero.

Filogenia e historia evolutiva: Los 17 géneros de topos reconocidos en la actualidad, junto con los desmanes (topos musarañas acuáticos), reciben el nombre científico de tálpidos, porque son todos los representantes de la familia taxonómica Talpidae. Este grupo está recogido en el Orden Eulipotyphla (cuyo gracioso nombre común es los eulipotiflanos). En este grupo se encuentran muchos de los mamíferos de pequeño tamaño propios de sotobosques y hierbas altas (erizos, musarañas y solenodontes).

Descripción física: Los topos son animales de pequeño tamaño, la especie más grande llega a 20 cm y meido kilo de peso, pero hay otras especies de no más de unos centímetros de longitud. En general son animales de miembros cortos, cuerpo casi cilíndrico, con una pequeñacola y morro alargado. Son animales carnívoros que viven en el subsuelo excavando túneles, solo unas pocas especies de desmanes salen fuera de la tierra a por comida o en busca de pareja. La vida bajo tierra ha hecho que sean casi ciegos y sordos (no necesitan ver y no tienen pabellones auditivos, orejas visibles). Sin embargo, tienen un olfato muy desarrollado y una nariz muy sensible, tanto a los olores como al tacto. Para cavar usan sus patas delanteras, muy robustas y con las articulaciones modificadas hacia los laterales en lugar de arriba a abajo. Sus manos provistas de fuertes uñas quedan en reposo orientadas hacia delante, favoreciendo el movimiento de escavar. Su cuerpo está recubierto de pelaje corto y oscuro. Excavar túneles es una actividad que requiere mucha energía, por eso dedican la gran mayoría de su tiempo a la búsqueda insaciable de comida, compuesta mayoritariamente por lombrices, aunque también come otros insectos que encuentre, anfibios de pequeño tamaño e incluso roedores. Las toxinas de su saliva paralizan a sus presas vivas que almacena para momentos de necesidad.

Distribución y hábitat: Los tálpidos se encuentran exclusivamente en el hemisferio norte. Dada su vida subterránea susáreas de campeo son muy pequeñas lo que ha llevado al aislamiento de muchas poblaciones y por consiguiente a la aparición de especies endémicas en todo el mundo. Desde Japón hasta Europa hay especies distribuidas por toda la latitud templada. En América se encuentran en los países norteños, Méjico, Canadá y EE. UU.

Interacción con el ser humano: La relación de los topos con el ser humano ha sido cuanto menos tumultuosa. Perseguidos y cazados sus poblaciones han disminuido en gran medida alrededor del globo. En la actualidad su caza está prohibida en muchas regiones. Sus costumbres y modo de vida hacen que sea un animal difícil de estudiar o incluso de ver, por lo que poco se sabe de su estado de conservación en muchas regiones del mundo.

Categorías: Zoología