Biología

Inicio Zoología Pumas, los felinos americanos

Pumas, los felinos americanos

Publicado por Ramón Contreras

El puma o león de montaña es uno de los grandes felinos del mundo por tamaño, aunque como no puede rugir no se le considera como tal. Por otra parte, tiene el área de distribución más amplia de todos. Es de los más generalistas de todos los felinos siendo muy adaptable a todo tipo de ambientes. En América el jaguar es más grande, pero vive en zonas mucho más restringidas. En todo el mundo solo el tigre y el león son más grande que los dos felinos americanos. El puma ha sido inmortalizado en la películas americanas por ser un cazador acechante, siempre sobre una piedra o entre la maleza dispuesto a saltar y cazar a un colono desprevenido. Aunque se atreve con presas humanas e incluso más grandes.

Filogenia e historia evolutiva: El puma es la especie Puma concolor. El género incluye una única especie, aunque se han caracterizado hasta 7 variedades de puma dependiendo de sus áreas de distribución de norte a sur. Además, se han encontrado algunas especies fósiles. En cualquier caso forma parte de la Familia taxonómica Felidae, y aunque es un felino de gran tamaño está más relacionado genéticamente con los felinos pequeños. Como todos ellos forman el Orden Carnivora, dentro de la Clase Mammalia del Filo Chordata. Los pumas están muy relacionados con la onza o jaguarundi.

Descripción física: estos felinos tienen un dimorfismo sexual siendo los machos más grandes, llegando a pesar unos 20 kg más. Miden 80 cm hasta la cruz y más de dos metros y medio de largo. Como pasa en muchos otros animales, dependiendo de la variedad cambia el tamaño, siendo los más grandes los de las zonas templadas y frías y los más pequeños se encuentran en el ecuador. Morfológicamente se caracterizan por una cara redondeada, con un morro corto y ancho y orejas erguidas. Su figura es esbelta pero compacta. El pelaje es color canela con rostro y vientre blancos. Sus patas son anchas para cazar y capturar presas antes de que escapen con sus 5 garras retráctiles. Su presa favorita son los ciervos y otros ungulados, que componen el 70% de su dieta en las zonas del nort del sur, mientras que cerca del ecuador, donde estas presas escasean su dieta se compone más de roedores y otros mamíferos.

Distribución y hábitat: Ya hemos dicho que vive desde Canadá hasta la patagonia. Vive en zonas montañosas o boscosas donde puede ocultarse de sus presas antes de atacarlas. Su amplia distribución les permite tener territorios de caza muy amplios, con más de 1000 km cuadrados para algún macho excepcional. Sus presas también sirven de alimento para las rapaces y los lobos grises con los que competirá por los recursos, así que las áreas de campeo de rapaces o lobos suelen no ser territorio de pumas.

Interacción con el ser humano: gracias a su gran área de distribución y a su forma de cazar tan adaptada a todo tipo de presas el puma se conserva en buen estado de conservación. Según la UICN no se encuentra en peligro de extinguirse. Por el contrario es un animal emblemático en muchas regiones donde es protegido, mientras que en otros sitios su caza supone el reto definitivo de los aventureros que en ocasiones sufren un ataque de puma.

Categorías: Zoología