Biología

Inicio Zoología Pez piloto, el eterno compañero de los tiburones

Pez piloto, el eterno compañero de los tiburones

Publicado por Ramón Contreras

Si empiezo a hablar de peces piloto a lo mejor no te venga nada a la cabeza, pero si te digo los peces que acompañan a los tiburones y viven en una casi simbiosis con ellos desparasitándolos y limpiándoles los dientes es posible que sí empieces a saber de quién vamos a hablar en este artículo. Pero no solo se relacionan con los escualos, también se asocian a los barcos de pescadores y otros navegantes aprovechándose de la fuente de alimento que son los parásitos que se quedan en el casco o aprovechando también de los desperdicios del barco.

Filogenia e historia evolutiva: Taxonómicamente se reconoce al pez piloto, cuyo nombre científico es Naucrates ductor, como el único miembro de su género. A su vez Naucrates se engloba en la familia taxonómica de Carangidae (un grupo distribuido en aguas tropicales y subtropicales). Este grupo pertence al Orden Perciformes, el grupo de vertebrados más grande que existe y en el que se clasifican el 40% de los peces actuales. Su clase taxonómica es Actinopterygii, los actinopterigios (que poseen espinas óseas en las aletas). Finalmente pertenecen a Filo Chordata dentro del Reino Animalia.

Descripción física: El pez piloto es un pez de tamaño más bien pequeño, con unas dimensiones de alrededor de 30 cm en los jóvenes, hasta los 60 cm en adultos. Su cuerpo con forma ahusada tiene un dibujo de cinco o seis franjas verticales gruesas, negras sobre plateado. Como otros miembros de su grupo presenta espinas óseas en las aletas (delante de la aleta dorsal). Tanto las crías como los adultos tienen espinas entre la cabeza y la aleta dorsal. Se le considera pescado azul por su carne tersa. Los individuos juveniles se suelen asociar a bancos de algas o de medusas donde se protegen. Los adultos suelen verse acompañando tiburones, pero también rayas, ballenas o tortugas. Con su hospedador entabla una relación muy estrecha, aprovechándose de sus desperdicios y limpiando el interior de la boca de los tiburones. Además de esto es capaz de capturar a sus propias presas si tiene necesidad.

Distribución y hábitat: Los peces piloto están muy extendidos alrededor del mundo. Sobre todo pertenecen a climas tropicales y aguas templadas, estando ausentes, como otros miembros de su Familia de aguas frias. Allá donde se encuentren sus hospedadores habituales es posible encontrarlos a ellos. Al asociarse con estas especies su hábitat es el mismo que el de estas especies que necesitan grandes extensiones de océano para encontrar su alimento. Son, pues, típicos de mar abierto y se encuentran entre los 0 y 150 metros de profundidad. En el atlántico se les puede encontrar desde el sur de la isla británica hasta el cabo cabo de Buena Esperanza y desde el norte de EE. UU. Hasta Colombia.

Interacción con el ser humano: dada su relación con los barcos se les consideraba en la antigüedad un buen augurio y que ayudaba a los pescadores a llegar a puerto. En la actualidad si bien su carne no está mal considerada no tiene un peso importante en el número de capturas y es más bien esporádico. Se suele coger a currigán desde embarcaciones aunque en raras ocasiones puede pescarse con caña desde la costa.

Categorías: Zoología