Biología

Inicio Virus Descubren los genes relacionados con la COVID-19

Descubren los genes relacionados con la COVID-19

Publicado por Ramón Contreras

Durante la pandemia siempre hemos escuchado a las personas más escépticas y poco conocedoras de la materia esgrimiendo sentencias como “dos personas convivientes una ha tenido COVID-19 y la otra no”. Mucha gente no tiene claro los motivos que hay detrás de estas situaciones y no ven la lógica a todo lo que está pasando y achacan a la ciencia su propio desconocimiento. Pues bien, al rescate de esta gente viene la ciencia y la información. Un estudio publicado este mismo año ha analizado las variantes genéticas que son más vulnerables al SARS-CoV-2.

De un tiempo a esta parte hemos descubierto que hay variantes, alelos es jerga genética, de algunos genes que están relacionados con diferentes tipos de cáncer. Son muchos los alelos que se estudian para decir a un paciente si tiene mayor o menor riesgo de contraer una enfermedad y concretamente contraer cáncer por causas genéticas. Esto se hace analizando una gran cantidad de datos sobre personas que han tenido cáncer. Se compara la secuencia de ADN de todo el genoma de las personas que han tenido el mismo tipo de cáncer y se observan los patrones en la secuencia. Todos los humanos tenemos los mismos genes, pero la magia de la evolución nos ha permitido tener diferentes variaciones de un gen. Algunas variaciones son muy fuertes y generan grandes diferencias entre las personas, como el color de los ojos, o el color de los gisantes en los famosos experimentos de Mendel, el descubridor de esta variabilidad.

Cuando se ve una relación entre una variante de un gen y un cáncer u otra enfermedad podemos buscar en personas sanas y si presentan el alelo de este gen es recomendable hacer un seguimiento más cercano para detectar cuanto antes la enfermedad. Este tipo de estrategias de prevención que se llevan a cabo en la actualidad salvan vidas, ahorran mucho dinero en salud y hasta pueden ayudar a planificar el futuro de familias en riesgo.

En cuanto a la COVID-19, hemos necesitado que haya gente suficiente con la enfermedad para poder recopilar los datos, se necesitan cientos de miles o millones de personas que compartan su genoma con los investigadores para poder llevar a cabo este tipo de análisis de genómica. Los datos tienen que ser procesados con programas informáticas muy potentes que repasarán los millones de bases del genoma de cada paciente para encontrar las pautas y similitudes entre los afectados. Finalmente, es posible que no haya una relación clara entre ningún gen y una enfermedad concreta. Aunque normalmente los genes que se encuentran más relacionados con la enfermedad serán los que salgan del estudio, ya sean las vías de acción del virus en el caso de la COVID-19, o la bacteria o la replicación celular en el caso del cáncer.

El estudio, publicado en Human genetics en febrero de 2021, muestra algunos de los genes que ya conocíamos como el gen ABO, el que marca los grupos sanguíneos. Puesto que ya se había establecido una relación directa entre el grupo sanguíneo y diferentes posibilidades de contraer la enfermedad y la gravedad con que se cursaba. Otros genes no son una sorpresa, por ejemplo, algunas variantes del gen ERMP1 ya se había relacionado con problemas respiratorios y asma. En cambio algunos alelos de CA11 podrían aumentar la posibilidad de contraer COVID-19 en las personas diabéticas. Otros genes que se han relacionado con una mayor posibilidad de contraer la enfermedad son SLC6A20, FCER1G o de cursarla de forma más grave IL10RB, IFNAR2 y OAS1. Estos genes tienen funciones diferentes y su relación exacta con la enfermedad todavía tiene que esclarecerse. Sin embargo, este es un muy buen primer paso para conocer a fondo las causas de la enfermedad.

Categorías: Virus