Biología

Inicio Biología celular, Biotecnología Vacuna de ARNm para la gripe que puede ser el fin de la vacuna anual

Vacuna de ARNm para la gripe que puede ser el fin de la vacuna anual

Publicado por Ramón Contreras

La gripe es una enfermedad que da la vuelta al mundo cada año. Se calcula que mueren unas 650.000 personas debido a la gripe o sus derivados con cada vuelta. Una de las particularidades del virus de la gripe es que tiene una tasa de mutación excepcionalmente alta. Esto se traduce en que cambia mucho, genera muchas cepas diferentes a medida que pasa el tiempo. Como consecuencia, nos resulta más difícil encontrar una proteína estable u otro tipo de antígeno al que poder atacar año tras año con las vacunas. Hasta ahora el virus de la gripe (Influenza virus) se ha resistido a tener una vacuna. Bueno, una en el sentido de solo una, cada año se desarrollan varias vacunas contra el virus. Los investigadores hacen predicciones de cuáles pueden ser las mutaciones que surjan durante el año y hacen vacunas para esos hipotéticos virus. A veces las vacunas funcionan mejor que otras. Su efectividad se encuentra normalmente entre el 40 y el 60%, pero años especialmente malos pueden llegar solo al 25% (en cualquier caso, salvar a uno de cada cuatro sigue siendo mejor que a ninguno).

El virus de la gripe se ha resistido durante años a la vacuna

La humanidad se ha enfrentado cara a cara, y ha salido victoriosa, contra algunos virus como la viruela o la peste bovina, entre otros. Pero estos virus tienen un denominador común, solo tienen un reservorio en la naturaleza, ya sea el ser humano u otro animal, pero solo uno. Por ahora el poder de la humanidad solo puede enfrentarse a virus que puede controlar en esos términos. El virus de la gripe es casi universal, puede saltar entre aves y mamíferos. Cada salto, cada cambio de especie es una vuelta de tuerca evolutiva que es difícil de prever, más que la deriva genética provocada exclusivamente por la adaptación a una única especie.

Recientemente y a causa del coronavirus, se han empezado a desarrollar las vacunas de ARN mensajero. Este tipo de vacunas es versátil y tiene el potencial de adaptarse fácilmente a diferentes situaciones. Una de las líneas de investigación que aúna las vacunas de ARNm e intentar encontrar vacuna efectiva contra la gripe propone crear una vacuna con hasta 20 secuencias diferentes del virus. Esta vacuna, presentada en la prestigiosa revista científica Science por el equipo de Claudia Arévalo, cubriría todo el espectro de la gripe. Es decir, subiría enormemente la efectividad o lo que es lo mismo bajar la tasa de mortalidad, porque permite proteger contra todas las variables de los virus de la influenza A y B en un solo vial. Pero además, se espera que podría acabar o al menos reducir significativamente con la transmisión de la gripe aviar o la porcina (que no solo causan pérdidas humanas, sino pérdidas astronómicas tanto en número de animales como a nivel económico en la industria alimentaria). Los estudios preclínicos realizados han arrojado muy buenos resultados. En el año que viene, 2023, esperan poder empezar con los ensayos clínicos para descubrir su efectividad.

Esta es solo una de las muchas propuestas que se están desarrollando desde los laboratorios para acabar con la enfermedad. Aunque es cierto que no es la principal causa de muerte, eso no quiere decir que más de medio millón de personas cada año no merezcan que se desarrolle una vacuna para prevenir los problemas.