Biología

Inicio Biología celular, Fisiología Animal Citología del pancreas endocrino

Citología del pancreas endocrino

Publicado por Ramón Contreras

El páncreas es un órgano impar situado en la profundidad de la cavidad abdominal. Este órgano sintetiza y segrega enzimas digestivos al sistema digestivo, concretamente en la región del duodeno, en el intestino delgado. Además el páncreas sintetiza y segrega hormonas, relacionadas con la captación de nutrientes al torrente sanguíneo. Es por lo tanto parte del sistema endocrino de vertebrados. En los diferentes grupos de vertebrados e incluso dentro de los mamíferos varia su tamaño y localización. Se han realizado con éxito trasplantes entre diferentes especies de mamíferos (entre cerdos y monos por ejemplo) y síntesis artificial de insulina para diabéticos con células de páncreas de cerdo también.

Corte histológico en el que se aprecia la morfologia de un islote de Langerhans.

Corte histológico en el que se aprecia la morfologia de un islote de Langerhans.

La función principal del páncreas endocrino es inhibir los procesos catabólicos a corto plazo (obtención de energía mediante la degradación de moléculas complejas) y estimula procesos anabólicos (aquellos en los que se sintetizan moléculas complejas con un gasto energético asociado). La regulación de este órgano endocrino es independiente del eje hipotálamo hipófisis, principal activador del sistema endocrino.

El páncreas endocrino está constituido por un tipo celular concreto dentro del órgano. Estas células tienen la capacidad de sintetizar y secretar hormonas. Se las puede reconocer en un corte histológico puesto que forman pequeños islotes de células, los islotes de Languerhans. Estos islotes se encuentran dispersos por el páncreas y representan del 1 al 2% de la masa total del páncreas.

Los islotes de Languerhans están compuestos por 4 tipos celulares que segregan diferentes hormonas cada uno. Este mosaico celular está formado por:

Células alfa: este tipo celular se encarga de segregar glucagón. Se encuentran en la periferia del islote y representan del 10 al 20% del mismo. Situaciones de baja concentración de glucosa en sangre estimulan la síntesis y liberación de glucagón en sangre. El glucagón aumenta los niveles de glucosa en sangre. Es una hormona hiperglucemiante. Se encarga de iniciar la glucogenolisis en el hígado. La glucosa se obtiene de la degradación del glucógeno, aumentando así los niveles de glucosa en sangre.

Células beta: la insulina es producida y liberada por estas células. Se localizan en el interior del islote y comprenden más del 60% del islote. La insulina desencadena la glucolisis, permite el uso de la glucosa en sangre por parte de las células. Cuando los niveles de azúcar en sangre son elevados estimula la entrada de glucosa en las células. Además estimula la formación de glucógeno en el hígado para eliminar el exceso de glucosa en sangre. Los diabéticos suelen tener problemas en la ruta de actuación de la insulina. Puedes leer más sobre la enfermedad en alguno de los artículos que le dedicamos en Laguia2000, puedes empezar en “Un repaso a la diabetes” aquí.

Además de los dos tipos celulares anteriores, que son los más importantes y frecuentes en los islotes también encontramos dos tipos celulares más:
Células delta: producen y segregan somatostatina. Esta hormona es la encargada de detener el movimiento de los intestinos cuando ha acabad la digestión, es decir, finaliza la liberación de hormonas exocrina del páncreas. Además, inhibe la liberación de insulina y glucagón. Las células F (o PP cells) segregan el polipéptido pancreático que regula la función exocrina del páncreas.

Categorías: Biología celular, Fisiología Animal