Biología

Inicio Botánica La auténtica hierbabuena

La auténtica hierbabuena

Publicado por Ramón Contreras

Existe una gran confusión en el grupo de la menta (el género Mentha spp.) sobre la correcta identificación de las especies. Ciertamente las más usadas por el ser humano son similares y en ocasiones se pueden encontrar híbridos entre dos de ellas vendidas indistintamente como una u otra. Su uso gastronómico y como planta ornamental ha colaborado en la proliferación de híbridos.

La Mentha spicata se diferencia de la piperina principalmente en su borde más serrado y la forma más lanceolada de las hojas.

La Mentha spicata se diferencia de la piperina principalmente en su borde más serrado y la forma más lanceolada de las hojas.

Filogenia e historia evolutiva: el nombre común hierbabuena se aplica a varias plantas, aunque en rigor tan solo aquellas de la especie taxonómica Mentha spicata. La menta piperina (la comúnmente llamada menta y también pero erróneamente hierbabuena) es un híbrido entre Mentha spicata y Mentha aquatica. La filogenia de esta y otros miembros del género Mentha ha sido tratado en el artículo que le dedicamos al género, el cual puedes releer aquí. Además para complementar el presente artículo puedes ojear los que les dedicamos a la menta poleo aquí y a la menta piperina aquí. Otro de los nombres por los que se conoce a la hierbabuena es sándalo de huerta o jardín. El uso de este nombre puede dar pie a confundirla con el sándalo (Santalum album).

Descripción: la hierbabuena es una especie herbácea que puede alcanzar algo menos del metro de estatura. M. spicata es perenne, manteniendo sus hojas todo el año y con las condiciones de humedad adecuada crece tanto en invierno como en verano. Su tronco crece recto y presenta la característica forma cuadrada de las plantas aromáticas. Las hojas son el principal reservorio del mentol. Contienen el 70% del mentol de la planta. Crecen opuestas en el tallo y no son pecioladas. Su forma es lanceolada con el borde serrado. Sus flores presentan ambos sexos. Crecen en el meristemo apical, son pequeñas y de un color blanco rosado. La hierbabuena puede reproducirse también por rizobios, por lo que aunque se corte toda la parte aérea la planta vuelve a rebrotar.

Distribución y hábitat: esta planta es originaria de la zona mediterránea de Europa, sudoeste de Asia y África. Su origen exacto es difícil de definir, puesto que desde tiempos muy tempranos fue cultivada por el ser humano. Crece salvaje en climas templados, donde también forma espontáneamente su híbrido estéril, la menta piperina. Prefiere zonas de semi sombra donde no le dé la insolación más potente. Aunque aguanta bien las sequías agradece cantidades de agua elevadas. En cuanto al suelo prefiere el suelo arcilloso puesto que aguanta mejor la humedad, no obstante crece en suelos tanto ácidos como alcalinos. Por sus propiedades ha sido introducida en todo el mundo. Se ha asilvestrado en múltiples ocasiones. Incluso en la región de los grandes lagos en América se ha catalogado como especie invasora.

Interacción con el ser humano: la especie Mentha spicata, así como su híbrido Mentha x piperina, se usan indistintamente en gastronomía para acompañar y aromatizar toda clase de comidas y bebidas. Además sus componentes bronquiodilatadores (mentol) se han aislado y sintetizado como componente de muchos colutorios, además de cómo aromatizante de medicamentos y otros productos de higiene, normalmente bucal. Los datos sobre el estado de conservación de ésta especie en estado silvestre son ambiguos. Al hibridar con otras especies muchas veces resulta complicado para los taxónomos reconocer a ciencia cierta algunas poblaciones. El UICN no reconoce que esté en estado de peligro.

Categorías: Botánica

Un comentario para “La auténtica hierbabuena”