Biología

Inicio Botánica Bambú

Bambú

Publicado por Ramón Contreras

Aunque gracias al cine americano hemos aprendido a asociar al bambú con Asía, el bambú es una de las especies vegetales mejor adaptadas a todo tipo de regiones tropicales y subtropicales. Como muestra podemos decir que se encuentra en todos los continentes excepto en el europeo. El bambú es el alimento exclusivo del que se nutre el oso panda, animal emblemático de China y bandera de multitud de movimientos de conservación del hábitat. El oso panda parece que no está por la labor de adaptarse a los cambios ecológicos, ni a sus propios cambios evolutivos y necesita unas grandes extensiones de bambú para poder vivir puesto que es muy poco eficiente extrayendo energía de esta planta, su único alimento. Lee más de por qué el oso panda está a punto de extinguirse y (casi) no es toda la culpa del ser humano aquí (próximamente).

Filogenia e historia evolutiva: Existen alrededor de 1.000 especies de bambú repartidas en 126 géneros. El grupo aparece hace 35 millones de años. Se dividen en 3 tribus Bambuseae, que engloba a todos los leñosos de clima tropical, Arundinarieae, en el que se clasifican los bambúes de climas templados y leñosos. Estas dos tribus están muy relacionadas entre sí. Mientras que la otra tribu, Olyreae, incluye a los bambúes cuyos tallos no son leñosos. La clasificación de estas tribus no está del todo clara y se sigue trabajando en ella. Todos ellos se reúnen en la subfamilia taxonómica Bambusoideae, que pertenece a la Familia Poaceae, las gramíneas. De hecho está muy emparentado con las otras gramíneas, es decir los cereales que en su conjunto son uno de los grupos más diversos y con éxito evolutivo del mundo vegetal. Enc ualquier caso, todas ellas pertenecen al Orden Poales dentro de la Clase Liliopsida (las monocotiledóneas), uno de los grupos más importantes de la División Magnoliophyta, las plantas con flor, y por lo tanto del Reino Plantae.

Descripción física: Los bambúes se diferencian de otras gramíneas por sus culmos, la espiga o tronco. Mientras que dos de las tribus tienen el troncos leñoso, Olyreae se considera de culmo herbáceo e incluso hay especies trepadoras. Su tallo se caracteriza por ser tubular, hueco, excepto en los nudos y desnudos. Puede medir desde algo más de medio metro hasta varios metros de altura y su diámetro es igualmente variado, llegando hasta los 30 cm. Los bambúes tienen dos tipos de hojas una de forma esporádica por el tallo similares a las de otras gramíneas, lanceoladas duras y de color marronoso. Las otras hojas se encuentran en el ápice y son de mucho menor tamaño. Tienen un falso peciolo, también son lanceoladas y crecen en grupos de 2 o3 en los nudos de unas ramificaciones muy finas. Los bambúes se reproducen por estolones y mediante la polinización aerea de sus flores, que muchas veces acompasa toda una población de individuos. Su ciclo de floración es muy variable llegándose a describir especies que florecían cada más de 100 años.

Distribución y hábitat: Como ya hemos dicho se encuentra distribuido en todo el mundo excepto en Europa, en las regiones tropicales y subtropicales del globo. Esto es debido a la formación genética tan temprana del grupo. En la actualidad algunas especies se encuentran en jardines y parques, mientras que otras ven reducida su extensión en los bosques naturales.

Interacción con el ser humano: El bambú es una fuente de recursos excepcional para el ser humano. Desde alimentación a construcción el bambú se ha utilizado para gran variedad de artilúgios y enseres de cocina. Su madera dura y ligera lo hace ideal para la construcción, para material de cocina o sus fibras para confeccionar ropa. Se emplea en la medicina tradicional de muchos países y en la actualidad la industria papelera o la de generación de energía por biomasa emplean este tipo de vegetación por su rápido crecimiento y rebrote.

Categorías: Botánica