Biología

Inicio Bioquímica Elastina, la proteína de piel, cartílago y arterias

Elastina, la proteína de piel, cartílago y arterias

Publicado por Ramón Contreras

La elastina es una proteína de tipo fibra. Este tipo de proteínas son muy frecuentes en los organismos con funciones estructurales y de almacenamiento. Otras proteínas de este tipo que ya hemos comentado y puedes leer más sobre ellas en sus propios artículos son la queratina, el glucógeno o el colágeno entre otras. Entre las características generales de estas proteínas se encuentra que son muy estables, a diferencia de las proteínas globulares. La elastina es una de las proteínas mayoritarias del tejido conjuntivo. Junto con el colágeno se encargan de mantener la forma de los órganos y tejidos. Sin embargo, a diferencia del colágeno que da rigidez, la elastina como su nombre indica tiene capacidad de estirarse y volver a su forma original, dando flexibilidad a los tejidos. Es por eso que se encuentra principalmente en tejidos que sufren muchos procesos de compresión y estiramiento, como por ejemplo las arterias. La proporción entre colágeno y elastina es lo que determinará el grado de elasticidad final de un tejido. Del mismo modo, diferentes regiones del mismo tejido pueden contener proporciones de elastina y colágeno adecuadas a sus condiciones concretas. Los pulmones o los ligamentos son tejidos ricos en elastina por su continuo movimiento, pero también se encuentra presente en la piel, los músculos o los huesos. Al ser moléculas tan estables pueden formar parte del tejido durante muchos años sin necesidad de reemplazo.

Su cadena de aminoácidos está formada principalmente por prolina, valina y glicina (aminoácidos de tipo apolar, que suponen el 90% de la cadena) en la región hidrofóbica. La presencia de estos aminoácidos es la que confiere la elasticidad, el movimiento deslizante de una fibra sobre otra. En el otro extremo, en la región hidrofílica, que aporta rigidez y cohesión, encontramos lisina y alanina. A través de esta región se conectarán las diferentes moléculas de elastina. A diferencia de las otras proteínas fibrosas mencionadas anteriormente la elastina no tiene una estructura secundaria regular formando hélices o láminas. La elastina está formada por múltiples repeticiones de los mismos aminoácidos. La secuencia más repetida está formada por Valina-Prolina-Glicina-Valina-Glicina, se han lelgado a contar hasta 11 repeticiones de este conjunto, pero también se encuentran repeticiones de estos aminoácidos en otros órdenes como Glinci-Valina-Glicina-Valina-Prolina. Además, es frecuente encontrar átomos de magnesio interaccionando con la malla de elastina e impidiendo su degradación.

En el ser humano la elastina está codificada por el gen ELN y diferentes traducciones pueden dar a un total de 11 isoformas. Su proceso de síntesis es similar al del colágeno. Sin embargo, cuando llega a la matriz extracelular la molécula de elastina es captada por las fibrilinas 1 y 2 que la modifican usando la vitamina C como cofactor. De esta manera generan una malla de fibras de elastina desordenadas que interaccionan por su cabeza apolar o alfa. Cuando la malla se estira las fibras adquieren una ordenación mayor alineándose. Pero cuando la energía elástica se libera de los enlaces que se forman entre las moléculas de elastina las fibras vuelven a su estructura desordenada recuperando la forma del tejido

Categorías: Bioquímica