Biología

Inicio Zoología Quiénes son los corales

Quiénes son los corales

Publicado por Ramón Contreras

Los corales son uno de esos extraordinarios seres vivos que se encuentran tan alejados del ser humano que sorprenden por su propia existencia. Los corales, en contra de lo que puede creer mucha gente, no son vegetales, sino animales. Concretamente Cnidarios, la mayoría de los corales se encuentran agrupados en la clase taxonómica Anthozoa. Sin embargo, algunos corales se encuentran en la clase Hydrozoa, como las medusas, pues pertenecen al mismo filo (Cnidarios). Por lo que puedes observar el término coral no tiene valor taxonómico, pero si que agrupa al conjunto de cnidarios que poseen unas características comunes.

Cuando pensamos en los “corales” solemos imaginar aquellos que forman un esqueleto duro en su exterior normalmente calcáreo. Sin embargo, también se denominan corales a aquellos que cuentan con un esqueleto córneo o incluso a los que son esponjosos y el calcio forma espículas para dar rigidez, pero sin formar una estructura rígida, son los denominados corales blandos. En cualquier caso el término coral hace referencia a los antozoos, que en griego significa antho (flor) y zoo (animal). Dentro de este grupo también encontramos las anémonas y las plumas de mar. El grupo incluye unas 6000 especies todas marinas.

Son un grupo animal muy antiguo y que fosiliza muy bien, por lo que hay muestras de su existencia hace ya 542 millones de años (en el Cámbrico), aunque no fue hasta 100 millones de años más tarde, durante el Ordovícico, cuando adquirieron su esqueleto calcáreo.

Los corales son pues animales de muy pequeño tamaño o pólipos q acumulan carbonato cálcico. Los corales pueden tener algas simbióticas, de las que obtienen casi la totalidad de la energía para vivir. Estas algas se denominan zooxantelas (también se encuentran presentes en simbiosis en otros grupos de seres vivos, principalmente son dinoflagelados) y los corales que las poseen, tienen que vivir en aguas claras y con buena iluminación (en los primeros 60 metros de profundidad). Por el contrario, los corales sin zooxantelas, que viven de filtrar o capturar seres o materia orgánica de muy pequeño tamaño (milímetros) pueden vivir en zonas mucho más profundas, hasta los 3000 metros.

Los corales son organismos multicelulares y coloniales. Cada individuo se denomina pólipo y su estructura está compuesta por un aparato tentacular que capta el alimento, un sistema digestivo y vascular, que reparte el alimento en todo el organismo. Poseen una simetría radial, con la boca en el centro de los tentáculos en cuya punta encontramos células urticantes, denominadas nematocistos. A su vez muchos pólipos conviven estrechamente en la colonia, lo que provoca el efecto de que es un único ser. La colonia de coral suele estar formada por diversos organismos que se han reproducido de forma asexual a partir de un único individuo. Dependiendo de la especie de coral la reproducción asexual puede llevarse a cabo por gemación o división. Mientras que la colonia puede romperse (durante una tormenta, por ejemplo) y formar una nueva entidad aparte. Esto puede pasar de forma natural por tres vías, abandono, cuando un pólipo se va de la colonia. Fragmentación, a causa de desastres naturales se rompe la colonia y fisión, durante el desarrollo se separan diferentes colonias. Además, los pólipos tienen una reproducción sexual, en la que sueltan al medio óvulos y esperma.

Categorías: Zoología