Biología

Inicio Zoología Los piojos

Los piojos

Publicado por Ramón Contreras

Los piojos son un parásito externo de aves y mamíferos, incluyendo los seres humanos. Sus huevos se denominan comúnmente liendres y están adheridas a los pelos o plumas de sus hospedador.

Filogenia e historia evolutiva: Los piojos forman el Orden taxonómico Phthiraptera, dentro de la Clase Insecta del Filo Arthropoda. Dentro del grupo de lo animales invertebrados. Forman parte de la Infraclase Neoptera, lo que los sitúa evolutivamente cerca de los insectos alados modernos, como los escarabajos o los saltamontes. El orden de los Phthiraptera incluye algo más de 3200 especies divididas en unas 17 familias. Tradicionalmente se dividían en chupadores y masticadores (Anoplura y Mallophaga respectivamente), pero las pruebas modernas de filogenia parecen indicar que los masticadores son un grupo polifilético, que se divide en tres grupos. Los masticadores están presentes tanto en mamíferos como en aves y por el contrario los chupadores se encuentran únicamente en mamíferos.

Descripción: los piojos tienen un tamaño reducido, para poder vivir toda su vida encima de su hospedador escondido entre el pelo o las plumas del mismo, por eso dependiendo de la especie alcanzan desde el medio milímetro hasta los 8 milímetros de tamaño. Las especies de piojos son muy específicas de huésped, de tal manera que un piojo de perro o mono no se alojará en humanos y viceversa. Además sus 6 patas están adaptadas a la vida sobre su hospedador, tienen unas garras en el extremo para agarrarse a la piel, al pelo o plumas. Se alimenta de piel muerta, secreciones sebáceas, fragmentos de plumas y sangre. Tienen una vida media de algo más de un mes, tras aparearse sobre el huésped la hembra pone unos 100 huevos por día que eclosionarán durante la semana siguiente. Al contrario de la creencia popular los piojos no saltan. Por lo que al haber perdido las alas para adaptarse a su ambiente parásito necesitan un contacto más cercano para pasar de huésped.

A mucha gente solo el hablar de piojos ya le da picores, recordando cuando los padeció de niño.

A mucha gente solo el hablar de piojos ya le da picores, recordando cuando los padeció de niño.

Distribución y hábitat: Los piojos son un orden tan extendido en el mundo como sus huéspedes. Ni los monotrémas, ni los murciélagos, ni los pangolines presentan piojos. No pueden pasar más de un día o dos sin alimentarse, fuera de su hospedador sin morir. Las liendres necesitan temperatura para desarrollarse, la temperatura que da el huésped, normalmente entre 22 y 37ºC, por eso las hembras colocan los huevos en la parte del pelo o la pluma más cercana al cuerpo. Como ya se ha dicho los piojos son muy específicos de hospedador, e incluso diferentes especies se han especializado en diferentes partes del cuerpo.

Interacción con el ser humano: desde que se tiene constancia de seres humanos hay evidencias de que ha sido parasitado por piojos. Las especies más comunes que lo parasitan son: Pediculus humanus, especializado en el cuero cabelludo, es más frecuente en niños y adolescentes, por el mayor contacto que hay entre esa población y que impide su erradicación. Las Ladillas Pthirus pubis son unos piojos especializados en vivir en el pelo del pubis de los seres humanos, aunque también pueden sobrevivir en axilas, cejas, pestañas y cabeza en general. Como las ladillas son un tema de interés le dedicaremos un artículo aparte, que puedes consultar aquí .

Categorías: Zoología

2 comentarios para “Los piojos”