Biología

Inicio Zoología Las mangostas de los desiertos de África, las suricatas

Las mangostas de los desiertos de África, las suricatas

Publicado por Ramón Contreras

Las suricatas son una especie de mangostas que alcanzó la fama gracias a la productora americana Disney. El papel de Timón en la película de “El Rey León” dio visibilidad a esta especie de pequeño tamaño catapultándola a la fama gracias a su participación. Sin embargo, en la película no cuentan exactamente como son las suricatas -en las secuelas siguientes de la gran película de 1994 arreglan eso y sí que aparece de una manera más cercana a la realidad como es la vida en comunidad de estos pequeños animales-. Aunque una dieta basada en los bichos estaba perfectamente representada.

Filogenia e historia evolutiva: Las suricatas son la única especie de su género. Su nombre científico es Suricata suricatta. Forman parte de la familia taxonómica Herpestidae, un grupo pequeño de carnívoros formado por 33 especies en 14 géneros que se denominan comúnmente como mangostas. Todas las mangostas forman parte del Orden Carnívora, los carnívoros, estando especialmente relacionados con otros miembros como los felinos, hienas o civetas, caracterizados por bullas auditivas dobles, unas cápsulas óseas que recubren el oído interno y medio, frente los caniformes que tienen solo una cámara ósea. Los carnívoros se recogen a su vez en la Infraclase Placentalia, los placentarios, dentro de la clase Mammalia, los mamíferos, del Subfilo Vertebrata, los vertebrados, del Filo Chordata, cordados, del Reino Animalia.

Descripción física: De entre todas las mangostas las suricatas son de las de menor tamaño. Aunque los machos son algo más grandes no llegan a los tres cuartos de kilo. Su altura puede sobrepasar ligeramente los 30 cm y sus pequeñas colas aportan escasos centímetros en comparación con la cola de otras mangostas. También, a diferencia de otras mangostas tienen un pelaje muy poco denso de colores tierra, más oscuro en las poblaciones del sur. De extremidades largas y finas su cabeza es cónica acabada en la nariz redondeada. Las orejas de pequeño tamaño y poco protuberantes en forma de media luna, así como las garras anteriores potentes, son una buena adaptación a la excavación. Viven en comunidades familiares de 20-30 individuos en túneles con vias salidas al exterior. Para evitar la predación usan centinelas que se ponen a dos patas y vigilan mientras los otros miembros buscan alimentos. Los centinelas hacen tienen varias llamadas de alerta según la ocasión. Los adultos pueden enfrentarse a sus depredadores en grupos, aunque ante ataques aéreos correrán a esconderse.

Distribución y hábitat: Las suricatas viven en el cono sur de África. Son las mangostas mejor adaptadas a la vida en zonas abiertas y despejadas como son las sabanas y las zonas desérticas de Namib y Kalahari (en los países de Namibia y Botsuana), aunque también hay alguna comunidad en Angola. Como son escarbadores necesitan suelos secos y firmes en los que poder desarrollar su actividad y ocultarse de sus depredadores, principalmente halcones, águilas y chacales.

Interacción con el ser humano: Según los estudios de la UICN no corre peligro de extinción inminente. Por suerte, la mayoría de poblaciones viven en parques naturales o regiones salvajes. Al no tener un pelaje especialmente bonito, no se las caza por su piel. Su bajo interés económico ha hecho que no sean cazadas en exceso.

Categorías: Zoología