Biología

Inicio Biología celular PTEN una enzima contra el cáncer (antitumoral)

PTEN una enzima contra el cáncer (antitumoral)

Publicado por Ramón Contreras

El cáncer es una de las principales causas de muerte en el primer mundo. La lucha contra este tipo de enfermedades, que recoge un amplio abanico de tumores, obtiene una gran cantidad de recursos sanitarios de los países cuyos habitantes son más propensos a padecerlos. Gracias a los estudios en cáncer conocemos porqué se originan, porqué se dispersan por el organismo y cómo, en ocasiones, evitar su crecimiento. Existen muchas formas de parar la formación de un tumor. Este tipo de crecimiento descontrolado de las células suele tratarse con la extirpación del tumor, a la que se acompaña de sesiones de quimioterapia y/o radioterapia que actúan evitando la división celular, con la idea de que las células cancerígenas, siendo las que más rápidamente se dividen, se verán afectadas por estas medidas.

Sin embargo, el estudio científico del cáncer ha encontrado otros medios que podrían ser eficientes para atajar las diferenciaciones celulares descontroladas. En el ADN de las células se codifican dos tipos de proteínas relacionadas con el cáncer. Unas de ellas son las que se encargan de la división celular activándola, estas proteínas si están mutadas inducen la diferenciación celular rápida y descontrolada propia del cáncer. Por otra parte en el genoma se encuentran también enzimas cuya función es evitar la diferenciación celular cuando no es pertinente. A estas proteínas se les denomina supresores tumorales.

Dentro de los supresores tumorales uno de los más conocidos es PTEN. Químicamente hablando se la conoce como fosfatidilinositol-3,4,5-trisfosfato 3-fosfatasa, puesto que su función más conocida es la hidrólisis del fosfato en la posición 3 del fosfatidilinositol-3,4,5-trisfosfato. Su número en el EC es 3.1.3.67: es una hidrolasa (3) de enlaces fosfato (1) por enlaces monoéster fosfórico (3) y ataca concretamente el fosfatidilinositol con 3 fosfatos (67).

Esta enzima es una fosfatasa de aminoácidos tirosina, serina y treonina. En humanos el gen que codifica para esta proteína se encuentra en el brazo corto del cromosoma 10 (10q23). Es de pequeño tamaño (unos 403 aminoácidos en humanos) y funciona en monómeros a los que se une magnesio en su centro activo para su actividad y también poseen un domino C2, que requiere iones de calcio, Ca2+, para unirse a las membranas fosfolipídicas donde realiza su función supresora. PTEN se encuentra tanto en el citoplasma como en el núcleo celular de tejidos adultos. En estos lugares quita fosfatos de proteínas y lipoproteínas que necesitan tener un grupo fosfato para ser activas. A su vez su forma fosforilada es inactiva y se consigue gracias a la actividad del factor de crecimiento transformante beta 1 (TGF-B1), otra proteína antitumoral. PTEN tiene una gran cantidad de interactores tanto nucleares como citoplasmáticos. De esta manera su regulación es muy fina, pues algunos de ellos no solo la activan o inhiben, sino que además la mantienen estable para que actúe durante más tiempo o la marcan para su degradación.

Sus principales dianas son enzimas de la ruta de señalización AKT-mTOR, implicada en la adhesión entre células vecinas, la migración celular dentro de un mismo tejido y la proliferación celular mediada por uniones de integrinas.

El malfuncionamiento de PTEN se ha relacionado con gran número de dolencias, sobretodo en crecimientos anormales de células. Algunos ejemplos son el cáncer de endometrio, la macrocefalia, los síndromes de Cowden, de Bannayan Ridley Ruvalcaba o de Proteus.

Categorías: Biología celular