Biología

Inicio Fisiología Vegetal Hormonas vegetales: Brasinoesteroides

Hormonas vegetales: Brasinoesteroides

Publicado por Ramón Contreras

Los brasonoesteroides son considerados un tipo de hormona vegetal, puesto que son capaces de estimular el crecimiento de la raíz y del hipocotilo (el tallo de los cotiledones) en las semillas durante la germinación. Estos compuestos son especialmente eficaces para el crecimiento de las plantas durante los estadios iniciales y las plantas jóvenes. En las semillas se encuentran diversos órganos que darán lugar a la raíz, al tallo y al primer entrenudo de la planta, los “brasinos” son capaces de inducir la elongación o el crecimiento de todos ellos.

A finales de la década de 1960 y principios de 1970 se descubrió que el suero de determinadas plantas podía inducir el crecimiento en otras. Con estos experimentos se encontró que la fase lipídica del polen de la colza Brassica napus, era un gran acelerador del crecimiento en este aspecto en los tallos de las frijoleras. Cuando se purificó el suero se obtuvo una sustancia que se denominó brasinolida y sería el primer compuesto químico de la familia de los brasinoesteroides. Para que te hagas una idea, fueron necesarios 227 kg de polen de colza para obtener un extracto de 4 mg para purificar el brasinolido por primera vez. Afortunadamente se consiguió sintetizar en laboratorio en unos pocos años y para 1980 todo el mundo investigaba su función a partir de sueros fabricados en laboratorio.

Todos los brasinoesteroides tienen una composición química singular y completamente diferente de los cinco grupos de hormonas vegetales clásicos. Como su nombre indica todos tienen una base de esteroide. Están formados por 4 anillos de carbono denominados de la A a la D y un resto lateral en un total de entre 27 y 29 carbonos. Los anillos se forman a partir de isopreno y las variaciones entre los diferentes brasinos se dan en los anillos A, B y en la cola. Para considerarse brasinoesteroides y no formas precursoras se buscó qué formas eran activas y se determinó que para ello debían tener un grupo oxígeno en las posiciones 2, 3, 6, 22 y 23.

Aparte de su actividad en el crecimiento de las tejidos jóvenes los brasinoesteroides tienen otros efectos fisiológicos, como es común en las hormonas tanto animales como vegetales. Entre los efectos de los brasinoesteroides encontramos por ejemplo el aumento de la tolerancia al frío . Al ser el disparador del crecimiento durante la germinación se han relacionado con el crecimiento en oscuridad y también en luz. Por lo que se comprobó posteriormente que estaban implicados en los procesos de morfogénesis relacionados con la luz, incluyendo la fertilidad masculina de las plantas. Sobre esto se ha comprobado que la luz activa la cascada de síntesis de los brasinoesteroides mediada por la proteína citocromo P450.

A su vez se han encontrado relaciones entre los brasinos y la síntesis de etileno. Además se ha comprobado que los brasinoesteroides suelen actuar en conjunto con las auxinas, otras fitohormonas implicadas en procesos de crecimiento.

Puedes leer más sobre otras hormonas vegetales o fitohormonas en los artículos que les dedicamos a algunas de ellas específicamente como son el ácido abscísico (ABAAcido Abscísico, ABA), el etileno, las citoquininas, las auxinas o las giberelinas.

Categorías: Fisiología Vegetal