Biología

Inicio Bioquímica Qué son las proteínas tau de las neuronas

Qué son las proteínas tau de las neuronas

Publicado por Ramón Contreras

Cuando se descubrió el alzhéimer, a principios del siglo XX, se identificaron las placas amiloides como principal característica de la enfermedad. Puedes leer más sobre el alzhéimer aquí y sobre las placas seniles o amiloides aquí. Por el contrario, poco se sabía de la proteína tau en ese momento. Sin embargo, en la actualidad, después de analizar la composición de las conocidas placas se ha visto que no solo agrega el péptido beta amiloide, sino que también se encuentra y en gran medida, la proteína tau. Debido a esto parece imprescindible el estudio de las proteínas tau para intentar esclarecer el origen de esta demencia senil, todavía de origen desconocido algo más de un siglo después de su descubrimiento. Estas proteínas han sido halladas en el sistema nervioso de diversos animales, desde mamíferos hasta insectos o nematodos.

Las proteínas tau son proteínas que intervienen en la estabilidad de los microtúbulos y su presencia es casi exclusiva de los terminales axónicos de las neuronas. los estudios realizados parece demostrar que no tiene un plegamiento específico, e incluso tras aplicar tratamientos desnaturalizantes la proteína conserva su actividad. En situaciones normales la proteína tau se une a la tubulina de los microtúbulos estabilizando el microfilamento y además, gracias a sus colas en el extremo N-terminal permite la interacción de otras moléculas. La unión de la proteína tau a la tubulina parece estar relacionada con el estado de fosforilación de esta región.

En humanos existen 6 proteínas tau diferentes, cuyos pesos moleculares van desde los 55 a los 70 KDa. A pesar de que todas se originan a partir del mismo gen (situado en el cromosoma 17 en la posición 21 del brazo corto) gracias al splicing alternativo se pueden generar estas 6 proteínas diferentes en las que varían diferentes regiones de la proteína que se encontrará presente o no. El gen codifica para 16 exones, de los cuales 8 están siempre presentes.

En el sistema nervioso central es donde encontramos las 6 isoformas, que vienen de la presencia o no de los exones 2, 3 (que forman el extremo N-terminal y siempre se traducen juntos) y el exón 10. Mientras que en los axones de las neuronas del sistema periférico encontramos solo una isoforma que contiene específicamente los exones 4A, 6 y 8 (aunque el exón 8 no se ha observado en la proteína de humanos, pero sí en la de otros mamíferos como bovinos o monos). La presencia de las isoformas depende del estado de desarrollo del sistema nervioso y del individuo.

Evidencias recientes indican que sería la fosforilación errónea (por parte de las quinasas cdk5 y posteriormente de GSK3b) de las proteínas tau la que llevaría a la presencia de esta proteína en las placas amiloides. La proteína tau cuando se ha analizado en las placas amiloides propias del alzhéimer no parece contener ninguna mutación, cosa que sí parece ocurrir con el caso del beta amiloide, pero sí se han encontrado formas mutadas en otras enfermedades neurodegenerativas, entre las que encontramos un tipo de Parkinson, ligado al cromosoma 17.

Categorías: Bioquímica