Biología

Inicio Anatomía animal Espina dorsal o columna vertebral

Espina dorsal o columna vertebral

Publicado por Ramón Contreras

La espina dorsal es una de las características de los animales vertebrados, en ellos toma el nombre de columna vertebral de los huesos que la protegen. En otros cordados la espina dorsal no cuenta con un recubrimiento óseo protector y esta parte del sistema nervioso central recorre al ser vivo desde la parte frontal hasta la trasera. La columna vertebral toma el relevo de la notocorda en su función estructural para dar rigidez al cuerpo. Lee más sobre la notocorda en su artículo aquí (próximamente).

Escamas

Además forma el recubrimiento protector para la médula ósea que la recorre por su interior. La médula ósea está compuesta por neuronas que llevan los impulsos nerviosos desde el centro de control, el cerebro, por todo el cuerpo para permitir el movimiento o el tacto y las sensaciones en general. Si la médula ósea sufre un accidente y se parte, se rompen las conexiones entre las neuronas y los axones de las neuronas se rompen y desaparecen. Cuando esto pasa se pierde la capacidad de movimiento y sensibilidad por debajo de la zona de la rotura.

Volviendo a la columna vertebral, no solo tiene la función de proteger el sistema nervioso, aunque sea una de sus principales funciones. La columna es una parte central del esqueleto de vertebrados permitiendo a los individuos un equilibrio estático y dinámico, en el caso del ser humano o las aves, permitiéndoles la posición bípeda.

La columna vertebral está formada por los huesos denominados vertebras. Su número es variable dependiendo de la especie. El esqueleto del ser humano cuenta con 33 vértebras durante las primeras etapas de la vida, aunque este número se reduce hasta 24 en los adultos puesto que las vértebras del cóccix y el sacro se van fusionando hasta formar un solo hueso.

Las 33 vértebras se reparten en 7 en la zona cervical, denominadas C1 a C7, que van desde el cráneo hasta la inserción de las costillas, todos los vertebrados excepto los manatíes y los perezosos tienen 7 vértebras cervicales. 12 torácicas (T1 – T12) donde se fusionan las costillas y son la parte más rígida de la columna vertebral. 5 vértebras lumbares (1L – 5L) hasta la inserción de la cadera, estas vértebras son muy robustas para soportar todo el peso de la parte superior del cuerpo. 5 sacras (1S – 5S) y 4 vértebras del cóccix, que en otros animales formarán la cola, denominándose vertebras caudales y pueden estar en mayor número.

Entre las vértebras por encima de la cadera se encuentran los discos intervertebrales, están formados por tejido cartilaginoso y actúan como almohadillas que evitan el rozamiento de los huesos unos con otros y permiten el movimiento al mismo tiempo que las mantienen unidas.

El aspecto general de las vértebras es el de un tubo hueco, por el que pasa la médula, además cuenta con crestas óseas en las que se insertarán los músculos de la espalda y otros huesos para articular el cuerpo. Cada vértebra tiene una morfología específica derivada de su posición en la columna, las vértebras de cada región comparten unas características morfológicas, aunque las que se encuentran más cerca de otra región como son C7, T12 o 5L presentan características similares a las de las regiones adyacentes. Las dos primeras vértebras cervicales, C1 y C2 se denominan también atlas, que sostiene el cráneo y axis que permite la movilidad de la cabeza arriba y abajo en, movimiento que en peces no existe.

Categorías: Anatomía animal